¿eres mayor de edad?

Soy menor de edad

Disfruta de un consumo responsable

Blog / Artículos generales / Estilo de vida / Ocio / Recomendaciones / Viajes / 5 EXPLORADORES QUE SEGURO INSPIRARON A RAMÓN BILBAO

Ramon Bilbao
5 EXPLORADORES QUE SEGURO INSPIRARON A RAMÓN BILBAO

2020-01-31

5 EXPLORADORES QUE SEGURO INSPIRARON A RAMÓN BILBAO

Para explorar, igual que para elaborar vino como en su tiempo hizo Ramón Bilbao, es necesario ser valiente y atreverse con lo desconocido. No vale cualquiera. Descubrir nuevos caminos y llegar donde nunca nadie ha pisado antes; remontar un río hasta hallar el punto donde éste nace; virar un barco hacia aguas no cartografiadas; o empeñarse en anclar nuevos nombres y hazañas para la Historia… Son retos que no están al alcance de tibios, de gente corriente.

Winestyle Travel (www.winestyletravel.com)

Los bodegueros como Ramón Bilbao y los aventureros del pasado compartieron inquietudes. Es el caso de Amelia Earhart, la primera mujer que cruzó el Atlántico en solitario pilotando un avión. Tras conseguir este hito intentó circunvolar el planeta por la línea del Ecuador, cuando lo habitual era realizar vuelos más cortos por el hemisferio Norte. A Amelia se le atribuye esta frase:  Nunca interrumpas a alguien que está haciendo algo que tú dijiste que no podía hacerse.

El viaje de Ramón Bilbao

En muchas ocasiones, es necesario explorar otros caminos, atreverse. Como cuando en 1999 Rodolfo Bastida inició un nuevo viaje en Bodegas Ramón Bilbao, con Mirto, su vino de autor, con un corte avanzado a su tiempo. Capaz de retar el orden preestablecido, siendo dueño de su propio camino.

El explorador de origen irlandés Ernest Shackleton no dudó de poner un anuncio en The Times para completar la tripulación del Endurance y el Aurora, dos naves con las que planeaba cruzar la Antártida. Este anuncio que ha pasado a la historia rezaba así: Se buscan hombres para viaje peligroso… Largos meses de completa oscuridad …

Es necesario seleccionar muy bien los racimos de las uvas, pues sólo aquéllos que demuestren su gran calidad son capaces de iniciar un viaje, que como el de Shackleton, también incluye muchos meses de completa oscuridad. En el caso del Gran Reserva de Ramón Bilbao, son casi tres años, concretamente 30 meses de crianza en barricas de roble. Treinta meses de oscuridad.

Ramon Bilbao

Juan Sebastián Elcano fue el primero en completar la primera vuelta al Mundo. Este español, nacido en Guetaria, País Vasco, era un experimentado marino que se enroló en la expedición de Fernando de Magallanes, consiguiendo el puesto de maestre en una de las naves.

Cinco naves partieron desde Sevilla en 1519, sólo regresaría una, en 1522 la Nao Victoria, capitaneada por Elcano, al haber fallecido Magallanes en el trayecto. A su regreso, Elcano fue agasajado con condecoraciones, entre ellas, una esfera con la siguiente leyenda en latín: Primus circumdedisti me. Algo así como: Fuiste el primero que la vuelta me diste.

Volver al punto de partida es otra manera de convertirse en un clásico. Como Ramón Bilbao Crianza que viaja alrededor del mundo ajustándose al gusto clásico de los vinos de Rioja. Nace, viaja y vuelve a nacer cada añada.

Viajes de altura

Hay ocasiones en el que el viaje no es un camino, es una pendiente. El destino, la cumbre, puede verse a pesar de estar muy lejos del alcance. El 29 de mayo de 1953, el neozelandés Edmund Hillary y el sherpa Tenzing Norgay observaron el mundo desde el punto más alto del planeta Tierra, coronaron el Everest. Para crear Ramón Bilbao Viñedos de Altura, el equipo enológico ha puesto sus miras en aquellos viñedos más elevados y en todo lo bueno que les otorga su privilegiada atalaya.

Uno de los más reconocidos viajeros es el veneciano Marco Polo quien a pesar de vivir en la época de mayor esplendor de la república de Venecia, dueña y señora del comercio del Mediterráneo, puso rumbo a países desconocidos donde pasará más de veinte años viajando y descubriendo costumbres exóticas.

En Ramón Bilbao, nada detiene el camino de la excelencia, buscar nuevos viñedos, nuevas elaboraciones… el viaje no cesa. Lalomba Rosé es prueba de ello. Un capricho, una nueva joya. El mundo es un libro, dijo San Agustín, y aquellos que no viajan no leen de él mas que una página.

Mantente al dia de todas nuestras novedades

Suscríbete a nuestra Newsletter y recibe los mejores contenidos.